25 may. 2024

Tito Torres: “Mi vida no puede depender de las emociones de otras personas”

El futbolista habló tras las cañeadas que recibió luego de que se lo vea supuestamente en una fiesta tras la derrota de Olimpia.

344787422_247121767842100_8514123800733788229_n.jpg

Iván Torres no le da bola a las críticas de la gente.

Iván “Tito” Torres habló en su programa “Jopara Show” sobre las críticas que recibe y recibió a lo largo de toda su carrera como futbolista.

El deportista aseguró que en el pasado le afectaba mucho cada comentario negativo que la gente hacía sobre él y le asustaba toda la maldad que había dentro de los comentarios.

“Yo soy muy sincero sobre mi vida, antes a mí me afectaba mucho lo que son los mensajes negativos de la gente, a mí me sorprendían los mensajes, después de un partido eran tipo: por qué no te rompes la pierna, el nivel de maldad, es como que la gente no dimensiona lo que pone y me afectaba en su momento”, explicó.

Tanto le afectaba lo que decían de él que no quería ni salir a la calle por miedo a recibir ataques.

Pero con el tiempo cambió su forma de ver las cosas y aprendió a vivir con la mala onda que le tiraban, según explicó.

“Perdíamos un partido y quería llevar esa rabia a casa y tu familia no tiene nada que ver, no quería ni salir a cenar con mi esposa porque tenía miedo que me critiquen, después me di cuenta y dije que mi vida no puede depender de las emociones de otras personas”, remató.

Ligó jeyma críticas

Tito Torres hace tiempo que está en la mira de todos y cada paso que da es juzgado por la hinchada olimpista, más lo critican porque supuestamente “farrea mucho” y no estaría ndajeko enfocado en su desempeño dentro del equipo franjeado.

El último fin de semana el lateral fue tendencia en redes sociales tras la derrota de Olimpia ante Tacuary, lo acusaron de andar de farrista en lugar de estar concentrado y lo responsabilizaron de la caída del Decano.

Incluso se viralizó una foto en la cual aparece compartiendo con sus amigos y algunos familiares de Vita Aranda.

Pero, como ahora hace caso omiso a la crítica, el pelotero salió a cenar con una señorita que aparentemente sería su nuevo interés romántico.