Actualidad

Cuatro latitas de ceecita ya te pueden mandar preso

Expertos estimaron cuánto más o menos se toma para alcanzar 0,40 mg/l en sangre, lo que ya es delito.

Unas cuantas latitas de birra, capaz no embriaguen a una persona. Pero de ahora en más podría mandarle al calabozo, por la modificación de Ley “Tránsito y Seguridad Vial”.

“Se establece que superado este límite de 0,399mg/L CAAL (miligramo de alcohol por litro de aire exhalado), los antecedentes serán remitidos a la Fiscalía”, dijo a EXTRA el inspector Édgar Fariña, vocero de la Patrulla Caminera.

De este modo es considerada una falta gravísima conducir con ese nivel de alcohol en la sangre. “Anteriormente había una laguna jurídica respecto a las faltas gravísimas”, dijo al respecto.

Contó que ya están ultimando detalles con la asesoría jurídica y el juzgado de faltas para adecuar los controles a los alcances y aplicar la ley.

Varios factores

Si bien la concentración de alcohol en la sangre depende de muchos factores como la cultura alcohólica, el peso, el estado de ánimo y el consumo de algún alimento previamente, expertos en el área estimaron a EXTRA que a partir de una a cuatro latitas ya casi pueden alcanzar el nivel mínimo para ir a una celda.

De 1 a 4 latitas

El médico Modesto Ávalos, refirió que un hombre con peso y estatura promedio, que cumpla con todo lo anteriormente mencionado, puede zafar hasta las cuatro latitas.

“Para llegar a ese nivel (0.40 mg/l) tenés que tomar más o menos cuatro latitas de 330 ml cada latita, de 4 a 5% de volumen de alcohol”, manifestó. Explicó que sería como tomar poco más de un litro, casi un litro y medio de cerveza o dos a tres copitas de vino. En las mujeres la diferencia es de una latita.

La nutricionista Raquel Franco, por su parte, manifestó que si no se cumplen los requisitos, se estima que una mujer de 70 kilos, por ejemplo, al consumir una sola lata ya alcanza los 0,3 mg/l. El hombre de un peso promedio de 80 kilos con una latita alcanza 0,23.

Sin embargo, aclaró que aunque cada organismo sea diferente, para evitar que suba rápido no se deben hacer tragos de golpe o “fondo blanco”.

¿Por qué ellas más rápido?

Ávalos explicó que a las mujeres se les concentra más el chupi porque tienen menor cantidad de la enzima que se llama alcohol deshidrogenasa, que tiene el hombre en el estómago. “Elimina mucho más rápido el alcohol porque la enzima degrada”, indicó.

Agua y morfi, sí; dulces no

Franco mencionó que cualquier comida está bien para aperitar, pero es mucho mejor si se evitan las que tienen azúcares. Tomar agua y satisfacer el estómago con alimentos salados o hasta frutas es de lujo, pero los dulces industriales potencian el nivel de alcohol.

2 de 10 son infractores

Fariña comentó que diez de cada cien personas conducen luego de haber tomado algún tipo de bebida alcohólica. Entre ellos, son dos los que superan los niveles (0,40) hoy establecidos como límite.

Leve a gravísima

0 a 0,250 mg/l: se considera falta leve.

0,251 a 0,399 mg/l: falta grave.

0,399 a 0,40 mg/l: es falta gravísima (se pasa a Fiscalía).

Temas

Dejá tu comentario