Extra

Actualidad

URGENTE: Corrientes pide revisar límites fronterizos con Paraguay

Dijo que es una cuestión "seria y preocupante" y pide la intervención de la cancillería y el Senado argentino. La cuestión se reavivó tras el incidente de militares paraguayos con pescadores, semanas atrás.

El gobernador de Corrientes (Argentina), Gustavo Valdés, pidió ayer viernes al canciller Jorge Faurie rever los límites fronterizos con Paraguay en la isla Apipé invocando antecedentes históricos, al recordar un reciente incidente con pescadores argentinos con efectivos de la Armada Paraguaya.

Valdés asegura que actualmente no hay una demarcación firme en la isla y que ha pedido la intervención de todos los bloques en el Senado y también a la cancillería “que puedan rever esta situación que desemboca en la cuestión de que tengamos gente que vive en la isla Apipé sin poder manejar sus aguas”, dijo.

Embed

“El acuerdo de límites del tratado de entendimiento que había suscripto la Cancillería en 1.996 fue rechazado en el 2.000 en el Congreso, por lo tanto entendemos nosotros que ese tratado para delimitación y demarcación no encuentra firme en razón de que tiene un rechazo expreso del Senado de la Nación”, aseveró el gobernador, cuyo pedido fue ampliamente difundido a través de numerosos medios de prensa del vecino país.

El correntino también dijo estar “seguro de que el tratado original de 1876 no habrá entregado las aguas, sino que, como se ve en varios mapas, lo que nos divide de los paraguayos es la isla Apipé y el curso de aguas profundas”.

Embed

El planteamiento del gobernador Valdés fue en el marco de la jornada denominada “Cancillería Federal” con la presencia del canciller Faurie en la Casa de Gobierno de Corrientes. En la ocasión, también insistió en la habilitación del tránsito vehicular sobre la represa de Yacyretâ, así como la construcción de puentes con Brasil y Uruguay.

La cuestión de la isla Apipé es “seria y preocupante”, remarcó Valdés, además de denunciar “una depredación íctica alarmante y escandalosa” en la zona, “mientras nosotros cuidamos nuestros recursos naturales a lo largo de nuestros 700 kilómetros del río Paraná, para después ver cómo terminan en pescaderías de Ayolas y hasta de Río de Janeiro”.

Embed

Dejá tu comentario