Actualidad

Les roban hasta el gato: "queremos recuperarlo"

Familia ofrece recompensa, entraron a su casa . "Chochi" está enfermo, casi no ve y necesita asistencia.

El cansancio y el sueño pudieron más para la familia Bernal-Gamarra del barrio Azucena de Coronel Oviedo, que luego de la llegada del Año Nuevo se quedó dormida.

Pero, desafortunadamente, cerca de las 04:30 de la madrugada del viernes recibieron la visita de unos ladrones que no solo robaron la moto que estaba en el patio de la casa, sino también a Chochi, un gato siamés de ocho años que es considerado un miembro más de la familia.

Para entrar drogaron a la perra

Aunque ayer se logró recuperar el biciclo que fue abandonado ya destartalado a unos kilómetros del lugar, hasta el momento no hay rastros del animal.

Andrea Gamarra contó a EXTRA que, ese día, sus padres llegaron del domicilio de su abuela y que vieron a Chochi por última vez durmiendo en su casita.

Sin embargo, cerca de las 07:30 de la mañana comenzaron a sospechar y les pareció extraño que no apareciera para comer. Andrea mencionó que Chochi vive con ellos desde los dos meses pero que ahora ya está viejito, enfermo y casi ciego, por lo tanto recibe asistencia veterinaria. En el vecindario hay cámaras de circuito cerrado y, aunque no se puede ver quiénes son los responsables del robo, se cree que la mascota pudo ser vendida, ya que su valor en el mercado es de G. 600.000 a G. 700.000.

Valor

“Lo material es recuperable, pero lo que más queremos recuperar ahora es a Chochi”.Andrea Gamarra, dueña de Chochi

Preocupados

“No sé cómo hicieron pero esa madrugada, echaron el portón de casa y dejaron sus huellas por todas partes, no sé qué iba a pasar si se metían en la casa en donde estaban mis papás”, señaló Andrea.

Añadió que aparentemente el objetivo de los malevos era llevarse a otros dos gatitos siameses, hijos de Chochi. Pero, como estaban metidos en la casa, se llevaron solo a él. Lo que más asustó a la familia es que Blanqui, la perra de la familia, aparentemente fue drogada para que no alertara a sus dueños. “Esa mañana se pasó durmiendo y tenía los ojos rojos, recién hoy (ayer) se pudo recuperar”, dijo Gamarra. La denuncia fue realizada en la comisaría de la zona. Los Bernal están muy preocupados y ofrecen una recompensa monetaria y la entrega de un gatito siamés de dos semanas a cambio de que les devuelvan a Chochi. Si tenés información sobre el paradero del michi, podés llamar al (0992) 707 746.

Dejá tu comentario