Extra

Deportes

Un Ciclón reducido a leve brisa en la recta final

Cerro Porteño anda en caída libre en el campeonato. El conjunto azulgrana registra un triunfo en sus últimos 7 partidos.

Lo dijo el propio Antony Silva, golero cerrista, hace algunos días: “Lo político influye”. Lo cierto es que Cerro Porteño anda en caída libre desde que ganó fuerza la disputa por el sillón presidencial del Ciclón, que prácticamente se definió la semana pasada luego de días caldeados entre los seguidores del oficialismo y la oposición.

El sábado, el Ciclón cayó ante Luqueño, en la Nueva Olla y se bajó de la pelea por el título del Clausura 2018. Bueno, en realidad aún existe una ilusión matemática, pero depende de un milagro, como el del 2012.

“Una derrota dolorosa porque nos dificulta seguir en nuestro objetivo que era seguir peleando el campeonato”, indicó Fernando Jubero, DT azulgrana.

Cerro Porteño está teniendo un final de temporada para el olvido. De los últimos 7 partidos, el equipo de Barrio Obrero perdió cuatro, empató dos y ganó solo uno, a Guaraní por el fecha 13 del campeonato.

Entre las derrotas se incluye la eliminación de la Copa Paraguay en manos del Cacique, con paliza de por medio.

“A partir de ahora toca asegurar la clasificación a la Copa Libertadores, para jugar la fase de grupos, que también es un objetivo importante para el club y para el equipo”, acotó el Mister.

Terminó la paciencia

Los hinchas se fueron muy enojados de La Catedral de la Pasión, gritando a los 4 vientos contra los jugadores. En las redes, los muchachos claman por la no continuidad de algunos atletas.

Dejá tu comentario