Extra
Destacados

Columnistas

Mi héroe dentro de diez años

Matthew McConaughey ganó el Oscar a mejor actor en 2014 tras su papel protagónico en la película Dallas Buyers Club. En la ceremonia de premiación, al momento del clásico discurso de los ganadores, afirmó que necesita de estas tres cosas a diario: alguien a quién admirar, algo a qué aspirar y alguien a quién perseguir.

Sobre el primer punto se refirió a Dios, a quien admira profundamente, entre otras cosas, por haberle demostrado que la gratitud es recíproca. En cuanto a sus aspiraciones, mencionó a su familia. Destacó a su esposa y sus tres hijos y les aseguró que son las personas a quienes más quiere enorgullecer.

En tercer plano habló sobre ese alguien a quien perseguir. Recordó que a los 15 años un allegado le preguntó: “¿Quién es tu héroe?”. Él contestó que no lo sabía y le pidió un par de semanas para pensarlo y darle una respuesta. Llegó el día y Matthew replicó: “Mi héroe soy yo mismo, pero dentro de diez años”. Al cumplir 25, la misma persona le preguntó. “Y entonces, ¿ya eres tu héroe?”, a lo que el artista le contestó que no, que ni por asomo, porque su héroe le llevaba mucha ventaja.

Allí explicó al auditorio que cada día, cada semana y cada año de su vida su héroe está diez años por delante y que él nunca será su propio héroe, que jamás podrá alcanzarlo. “Sé que no lo soy y eso está bien porque me mantiene firme en mi camino de perseguir siempre a alguien”, manifestó.

Creo que lo que trata de decirnos McConaughey es que en cualquier aspecto de nuestras vidas no debemos ser conformistas y que tenemos que luchar cada día por mejorar. Que en lugar de deteriorarnos con el paso del tiempo debemos ver la forma de renovarnos, de cambiar para bien. Que debemos perseguir a ese héroe, por más de que nos lleve diez años de ventaja, porque en el camino habremos dado lo mejor de nosotros. Quizás sos tu propio héroe, pero el de hace diez años, no el de ahora.

¿Recordás cómo te veías hace una década? ¿Te considerás hoy su héroe? ¿Qué tanto creciste como buena persona en ese lapso? Tal vez otro mensaje que deja es que vos sos el puto amo de tu destino y no ningún influencer charlatán o vecino chismoso. Ya tú sabes.

Dejá tu comentario