Columnistas

Dejar una huella en estas fiestas

¡Cuánta gente no pudo estar entre nosotros por causa de la pandemia! 

José Amílcar Oviedo Por José Amílcar Oviedo

¿Cómo decirle a un marino que se aguante las lágrimas a las 12 de la noche de estas fiestas estando lejos de su familia?

Parece imposible. Perla Martínez, cocinera de un buque en los EE.UU., relató que estando a bordo encuentra el consuelo en los colegas.

Parece triste festejar por videollamada con los hijos pero más allá de todo, lo que hay que valorar es la vida.

¡Cuánta gente no pudo estar entre nosotros por causa de la pandemia!

Muchos enfermos tienen como único contacto humano una enfermera que viene a controlarle los pulsos vitales.

Claro que causa tristeza no vernos en las fechas claves pero tenemos que ver el vaso medio lleno y ser agradecidos con la vida.

A los que tienen una familia que les está esperando, la solución es que al volver a casa hagan que cada minuto valga la pena.

Hay mucha gente que está ausente dentro de su casa. Tienen enfrente a sus sobrinos, a sus hijos y no se acercan para dejar una huella en sus vidas.

Tendrían que mostrarles cómo soñar en que algún día van a poder ser igual de grandes.

Que la fiesta sea en cualquier fecha del año y que también nos demos consuelo los unos a los otros como lo hacen los marinos.

Dejá tu comentario