04 mar. 2024

Albañil falleció tras caer de un árbol

En J. Eulogio Estigarribia, un joven herrero también falleció al caer de una altura cuando hacía un trabajo.

árbol asesino.jpg

La rama del árbol cayó sobre el albañil. El trabajador falleció horas después.

Ricardo Cabrera Ascurra estaba en plena poda de un árbol, cuando cayó de una altura de siete metros hacia el suelo. El hombre de 48 años, fue auxiliado por su cuñado Dulio Verenisi Ruíz Díaz, hasta el Hospital Regional de Paraguarí, donde lastimosamente dos horas más tarde, falleció.

“Estaba podando la planta de un chivato y posiblemente no tomó la precaución necesaria y al romperse una rama le golpeó la parte pesada de la rama. Eso produjo que cayera del árbol”, comentó el comisario José Morán, jefe de la comisaría 15 de Yaguarón.

El hecho ocurrió alrededor de las 12:35, dentro del predio de la casa del albañil, ubicada en la compañía Ñuati Calle del distrito de Yaguarón.

Morán comentó que en la comisaría tuvieron conocimiento de lo acontecido recién a eso de las 14:55 mediante una llamada a la oficina de guardia por parte de vecinos de la zona, quienes comunicaron sobre el fallecimiento de una persona por caer de un árbol. Los lugareños pidieron a la policía que vaya al lugar del hecho.

Un patrullero se trasladó hasta el lugar, donde Dulio manifestó a los intervinientes que su cuñado estaba podando el árbol del cual accidentalmente se cayó de la altura de 7 metros aproximadamente, luego de que la ultima rama que cortó se debilite y caiga sobre él.

En su caída alcanzó la cabeza de la víctima y traumatismo de cráneo grave.

Otro trágico episodio

En otro triste accidente laboral, la víctima fue un muchacho de 25 años, oriundo de la ciudad de Iturbe, departamento del Guairá, quien falleció al caer de un tinglado que estaba armando. Ocurrió en el predio de la empresa Hilagro situada sobre la 1° Línea de J. Eulogio Estigarribia, Caaguazú.

Todo pasó a eso de las 08:00, de acuerdo con el informe de la comisaría jurisdiccional.

El encargado de la empresa tercerizada que realizaba los trabajos, Teodoro Quiñónez Jara,manifestó que la victima cayó de una altura pronunciada y sufrió serias lesiones. Bomberos Voluntarios lo trasladaron hasta el Hospital Luz y Vida, en donde posteriormente se confirmó su deceso.

Personal de Criminalística, agentes del Ministerio Público y un médico Forense fueron convocados para el procedimiento de rigor.