Extra

Actualidad

Payo anuncia que será "un senador corrupto más" y pedirá ganar el doble

Dijo que su voto en las sesiones costará de 1.000 a 10.000 dólares, que suspende sus audiencias públicas y que la ciudadanía "no sirve para un carajo".

El senador Paraguayo Cubas ha dejado desconcertado a todos, al declarar que “es hora de ser feliz”, por lo que a partir de hoy cambiará radicalmente de postura, para ser “un senador corrupto más”, y que dejará de ofrecer audiencias “en el Mercadito” ni volverá a irse a Guahory.

En una extensa nota con periodistas destacados en el Parlamento, Payo anunció que empezará a usar “camisa de marca” y corbata, además de pedir que los senadores ganen el doble, para llegar a los G. 80.000.000 mensuales el año que viene.

Estas fueron sus polémicas declaraciones:

“Es hora de ser feliz, es hora de llevarle a mi hija a París, es hora de tener camioneta del año, es hora de que me vaya al Albert Einstein y también al Sanatorio Sirio Libanés”.

“He declarado que desde hoy soy un senador corrupto más y a mi honorable profesor cientista doctor Silvio Ovelar (presidente del Senado), le pido que me tenga muy en cuenta para todas las votaciones importantes que hay”.

“Ya uso camisa de marca, ya voy a empezar a usar corbata también y, ¿cuál es el problema? No voy a atender más en el Mercadito, ni me voy más ir a Guahory y todas esas... a perder mi tiempo por ahí”.

“Tomé esa decisión porque me di cuenta de que estoy viejo y ya en cualquier momento me voy a morir y ni siquiera, mi señora tampoco, ahora ella necesita un lugar donde enterrarme, necesitamos, no sé, cuesta muy caro ese tema de cementerio y eso”.

“Y tomé esa decisión; me he dado cuenta de que realmente, todo lo que tuve fue una crisis de la mediana edad y ahora que estoy maduro, he decidido ser igualito a todos mis colegas”.

"La ciudadanía nunca luego ha participado en el proceso; esta ciudadanía nunca hizo una revolución, Plata mediante, vinieron para algunas cosas, lo subieron a González Macchi, que nos robó el doble de lo que la gente esperaba”.

“Nunca hubo revolución en este Paraguay y nunca va a haber tampoco y nunca va a haber democracia. Entonces, como la democracia no funciona, ni las urnas tampoco, he decidido ser feliz y tener todo a mi alcance”.

“Ahora ya no tienen más por qué preocuparse ellos (senadores), porque ya no voy a realizar ningún tipo de acto que a ellos les injurie. No voy a filmar más ninguna sesión secreta y lo que ellos me amenazaron, yo creo que lo hicieron con cariño, más bien, como diciéndome que era hora de que yo sea igual que ellos y acepto”.

“Ahora estoy más unido, abroquelado con el señor Llano, estoy más que unido, abroquelado con el señor Riera, más unido, abroquelado con los de Ab Ovo y con todos los muchachos”.

“Mis votos van desde 1.000 dólares a 10.000, soy barato para más; no 50.000 dólares ni 100.000; máximo 10.000 dólares. El señor Cartes, un maletincito con 10.000, yo voto por el tabaco, sin problema, o si no le llamo, como los de Ab Ovo, a Marito, y le digo 'Marito, voy a votar por esto, por el otro; quiero un contenedor gratis'; yo también quiero tres contenedores gratis”.

“Y es más, a mis queridos brasileños, que están echando 10 árboles por segundo en el Chaco, solamente les voy a cobrar 1 dólar por cada árbol; no como Zulma Gómez que les cobra 10 dólares por árbol; yo soy mucho más barato”.

“Voy a presentar también ahora en el Presupuesto, que ganemos el doble. ¿Desde cuándo se ha visto a un parlamentario ganar 40.000.000? japoína. 80.000.000. Quiero el doble de cupo, quiero 12.000.000 de guaraníes y quiero también que se me pague 6.000.000 por mi seguro privado, y quiero 30 más 30, o sea que vamos a ganar 82.000.000, por ahí, mínimo”.

“La ciudadanía no se mete; la ciudadanía no pide un carajo; la ciudadanía está viajando en micro, apretado como en una lata de atún; la ciudadanía le encanta no tener educación, salud. La ciudadanía se puede ir a la puta que les parió, porque no sirven para un carajo; para eso sirve la ciudadanía, para reírme de ellos sirve la ciudadanía”.

“Mis acciones en la Cámara fueron meras locuras de un hombre...; hoy terminó mi andropausia. Hoy es el día del cumpleaños de mi papá, 21 de noviembre, y le he prometido no ser igual a él, en el afán de que por lo menos yo pueda darle muchas cosas que él quizá en su momento no nos pudo dar a todos sus hijos”.

“Yo quiero darle a todos mis hijos camisas Gucci, de 10.000 dólares, quiero que mi hija conozca todas las ciudades de Europa, que es su sueño, y mi hija menor quiere tener su propio zoológico de animales exóticos, y todo eso voy a cumplir”.

“Yo me engañé, yo me autoengañé, porque yo creí en esos que cantaban '13 Tuyutí', que cantaban 'Cerro León', que cantaban esas músicas de patrióticas; realmente, y que cantaban el Himno Nacional, 'Paraguayos, República o Muerte', o muerte; 'Nuestros bríos nos dio libertad', dice; bola. 'Ni opresores ni ciervos alienta, donde reinan unión e igualdad'; bola”.

“Paraguayos se han extinguido para siempre; viva el Brasil, viva la Argentina, viva el Imperio Norteamericano, carajo. Pemanomba peẽ paraguayo atýra, inútil partida. Na'ápe peẽ paraguayo; uno a uno, cada uno, paraguayos inútiles, que se les está robando hasta a sus hijas, ha japoína. A partir de ahora eu sou um homen da República Federativa del Brasil”.

Dejá tu comentario