04 mar. 2024

Joven que supuestamente robó cédula de su amiga también habría estafado a otra socia

La doña contó que la chica se ganó su confianza y le entregó electrodomésticos por valor de G. 75 millones para que venda.

Foto............... (1).png

Jorgelina Ruiz Díaz entró en depresión y casi pierde a su familia debido a las deudas. (Foto Ilustrativa)

cuidateplus.marca.com

Jorgelina Ruiz Díaz, comenzó un negocio de venta de electrodomésticos a cuota cuando conoció a Cinthia C. E. Z (23); la joven se ganó su confianza y se volvieron muy amigas, a tal punto de que Jorgelina le ofreció trabajar con ella como vendedora. Sin embargo, tiempo después Cinthia la traicionó de la peor manera, porque no le hizo firmar ningún documento, ese fue su error según contó Jorgelina a EXTRA.

“Ella me contaba sus problemas y logró que confiara. De ahí le empecé a dar mis mercaderías para su venta por que en plena pandemia casi no había venta”, contó.

“Al principio me rendía bien y daba gusto; me hacía ganar, después ya empezó a pedirme productos caros como aire, televisores y empecé a gastar ya todos mis ahorros para poder cumplir con ella. Después empezó a bajar su rendimiento; yo le decía que tenía que ver si no podía cobra o no tenía móvil par salir yo podía llevarle y decía que su marido era celoso, cualquier excusa daba, entonces yo no le di más nada de ahí si que ya empezó a esconderse de mí”, recordó la mujer.

Dio mercaderías al contado y le decía que los clientes no querían pagar

Jorgelina señaló que llegó a entregar electrodomésticos por valor de G. 75.000.000, productos que al parecer, Cinthia daba al contado y le decía a Jorgelina que los clientes no pagaban o que no tenía manera de llegar a ellos. La joven llegó a presentar unas 60 cédulas de supuestos clientes que Jorgelina nunca conoció, según manifestó.

“Yo empecé a averiguar, busqué entre las cosas que eran de sus clientes y en donde me iba me decían que a ella le pagaban al contado. Algunos eran ficticios, muy pocos eran verdaderos, algunos eran inventados”, indicó.

La joven supuestamente comenzó a dar excusas a Jorgelina, le dijo que le robaron el celular, que estaba embarazada, cosa que supuestamente era falso. La doña comenzó a frecuentar la casa de Cinthia, hablaba con sus padres y estos le decían que no sabían nada del trato que ambas tenían.

La chica incluso denunció a Jorgelina y pidió una orden de alejamiento, por esa razón la mujer ya no pudo contactar con ella.

Jorgelina mencionó que se quedó con el clavo, tuvo que hacer otros préstamos para saldar la deuda que hasta ahora sigue pagando.

“Yo entre en depresión y todo por que terminé debiendo muchísimo, le hice deber a mi marido casi perdí mi familia”, lamentó la mujer.

Jorgelina decidió contar su experiencia al leer la historia de Pamela Dávalos, la joven que denunció a Cinthia por supuestamente robarle la cédula y sacar a su nombre préstamos y electrodomésticos. A Pamela le metieron en Informconf, le embargaron su salario y le dejaron una deuda de más de G. 25.000.000.

Lea más: La “amiga” usó su cédula para sacar préstamos y electrodomésticos