Actualidad

Cae abogado trucho: a una de sus víctimas casi le quitó la casa

Usaba la matrícula de otro profesional y pedía sumas millonarias a sus "clientes".

Liborio Fernández Vidaguren, de 55 años, fue imputado ayer por estafa y producción de documentos no auténticos.

El hombre se hacía pasar por abogado y cobraba millonarias sumas a sus víctimas por trámites y servicios que nunca realizaba. Uno de los denunciantes dijo a las autoridades que debía hacer un juicio de rectificación de título del lindero de su terreno de Villeta y que una supuesta funcionaria del INDERT le recomendó acudir a Fernández.

El supuesto abogado le pidió G. 3.150.0000 y otras sumas más desde los meses de marzo hasta agosto, pero nunca le solucionó nada. Por tal motivo, el hombre acudió a la policía y Fernández fue detenido el miércoles frente al juzgado de Itá, donde le citó a su cliente para pedirle más plata. Se confirmó que cuenta con orden de captura por un presunto caso de apropiación.

En su poder tenía la matrícula de otro abogado y sellos con su nombre. Otras víctimas también fueron estafadas y realizaron la denuncia correspondiente. La fiscala de la causa, Daisy Sánchez, dijo a EXTRA que el hombre supuestamente se iba a encargar de sacarle de la cárcel del Buen Pastor a una mujer; por lo tanto le pidió a su cliente G.15.000.000 y otras sumas más. Pero como la mujer ya no tenía plata le tuvo que entregar su aire acondicionado y el título de su casa. Finalmente, se comprobó que Fernández Vidaguren, estaba tramitando los papeles para que la propiedad pase a su nombre.

La fiscala señaló que Liborio alegó que es inocente y que sí es abogado, a pesar de las pruebas en su contra. En total hay tres víctimas, pero se presume que existen más personas que cayeron en las redes del supuesto abogado trucho.

Dejá tu comentario