Extra

Jugador desde la panza, olimpista desde la cuna

El albirrojito Diego Duarte enorgullece a su padre.

La Albirrojita continúa en carrera en el Sudamericano Sub 17 y uno de los destacados en los últimos cotejos ha sido Diego Duarte. El delantero, perteneciente a los registros del Olimpia, marcó en la victoria ante Uruguay y concretó el gol de la clasificación al hexagonal contra Colombia.

El jugador oriundo de Capiatá nació con el chip futbolero franjeado. “Cuando supe que iba a ser varón yo le hablaba en la panza de su mamá. Le decía que va a ser un gran futbolista y que patee y él hacía. Él es olimpista de cuna, antes de los 2 meses ya tenía su camiseta y su pelota”, contó a EXTRA Alipio Duarte, padre de Diego.

El chico se inició en la Escuela de Fútbol de la Cooperativa San Lorenzo, luego fue a Olimpia de Posta Ybycuá para después recalar en el Rey de Copas. Sus primeros pasos están marcados por sacrificios porque proviene de una familia muy humilde. “A veces no teníamos para el pasaje. Le decía a Diego: ¿te animás a ir hasta San Lorenzo caminando para pagar solo un pasaje?. Ha roho yvýrupi oñondive, mba’e jajapota”, comentó el señor.

Dieguito se afianzó como atacante en las inferiores de la O, donde cada año es el máximo artillero de los torneos. “Estamos orgullosos. Para mí no es nada nuevo que meta goles, a veces mete 3, 4 hasta 5”, señaló.

La joven promesa tiene contrato con Olimpia y es representado por Diego Serrati. Su papá tiene la confianza y la fe de que muy pronto será un gran soporte para los Duarte.

“Puede ser que a la vuelta entre en la Primera. Vamos a ver si nos ayuda un poquito, porque hendy orendive legalmente”, contó Don Duarte Alipio.

Dejá tu comentario