Edición Impresa

Emotiva serenata a los HÉROES DE BLANCO

Pipino y su familia cantaron 13 Tuyutí y emocionaron hasta las lágrimas en redes sociales.

Al son de la guitarra y un miniacordeón ejecutado por el más pequeño de la familia, los Cuevas Ramírez rindieron un emotivo homenaje a los héroes de blanco.

Pipino, su esposa Alicia y sus tres hijos enternecieron las redes sociales con la serenata que dedicaron a los médicos, enfermeras, terapistas, infectólogos y muchos otros, que exponen sus vidas para salvar a los demás y vencer al temible coronavirus.

“¡Señoras y señores! ¡Queridos compatriotas! Hoy les queremos dedicar una canción histórica y emotiva, especialmente a los trabajadores de blanco. Mi querido doctor, con mucho cariño y con mucho amor ahí va...”, se les escucha decir a los retoños de la casa, mientras uno de ellos hace flamear una pequeña bandera paraguaya.

Serenata familiar

El exjugador de la Selección, sentado en un extremo, encabezó la improvisada orquesta que interpretó la canción 13 Tuyutí del gran cantautor Emiliano R. Fernández.

“Con esta serenata familiar brindamos nuestro homenaje a los verdaderos guerreros Guaraní. De todo corazón pido la bendición del Señor para que tengan mucha fuerza, entrega y sigan velando por nuestra salud porque sin ellos no podríamos”, posteó Pipino, dejando emocionados a los internautas.

Anécdotas

Haciendo un cambio de frente pero, no de familia, el exfutbolista dio una entrevista a un medio argentino donde recordó el día en que Nidia de Cuevas, conocida como ña Tora, negoció su pase con Alfredo Davicce, presidente de River en aquel entonces.

tora_19479920.jpg

“‘Doctor, yo quiero que usted le compre a mi hijo, Nelson Cuevas, salió el mejor de Sudamérica y ahora mejor lateral derecho. Vengo a ofrecerle a mi hijo, él no le va a fallar, doctor. Mi hijo es para esta institución, yo quiero que lo compre’, le dijo mamá a Davicce”, relató Pipino soltando una carcajada.

Ahora ya nadie duda que ña Tora es la principal responsable del arribo de Nelson al Millonario.

Dejá tu comentario