Extra
clima
29º C
G 6300
Dólar venta
G 6200
Dólar compra

Edición Impresa

El Ciclón sopló y volteó al Indio en su Toldería

Guaraní no contaba con la aparición del Bati y el Chico.

Cerro Porteño fue capaz de recuperarse de un flechazo para terminar superando 2 a 1 a Guaraní en Dos Bocas.

El Cacique tomó la iniciativa en su Toldería pero le costó generar una jugada peligrosa en los primeros minutos. Posteriormente, el Ciclón se animó a avanzar y puso en jaque la portería aurinegra. A los 11’ de pelota parada, Patiño tiró un potente misil desactivado por Nacho Don. A los 14’, el capitán Nelson Haedo con la de palo, de zurda, mandó la pelota a las nubes desde una posición inmejorable dentro del área.

Cerca del descanso, a los 38’, el Indio hirió en su llegada más profunda. José Ortigoza lo vio a su compadre Fernando Fernández, le envió el centro, y este la mandó a guardar colocando el esférico hacia el poste derecho dejando clavado al portero Carrizo para el 1 a 0.

Reacción azulgrana

El Aborigen replegó sus líneas demasiado temprano en la segunda parte y casi le regaló el balón a su adversario.

Al mismo tiempo, Bernay, DT de Cerro, se la jugó y metió hombres de ofensiva con los ingresos de Larrivey, Díaz y Vera. A los 72’ con un equipo azulgrana volcado en campo del Indio, Kure’i Ruiz apuntó al arco pero le salió un pase al Bati, quien la desvió marcando el empate.

Diez minutos después, Haedo reclamó un empujón en el área de Lopes, el árbitro dejó seguir y acto seguido el mismo defensor abrazó a Larrivey, este apenas sintió el contacto se tiró y en la menos clara, Arni llevó el silbato a la boca para marcar la pena máxima.

El Chico Díaz lo cambió por gol para que el Ciclón consiga su segunda victoria consecutiva en la era Bernay. Además, se alejó de Guaraní e igualó la línea de Libertad en el acumulativo por la Copa.

Escoltaron a Samaniego

A la salida del estadio, el árbitro Arnaldo Samaniego tuvo que ser escoltado por integrantes de los encargados de la seguridad ya que los dirigentes del Aborigen muy enervados casi se avalanzaron sobre el juez.

Escoltaron a Samaniego

De todo le gritaron al soplapitos.

“Cuantos partidos este árbitro tuvo nota cero y le siguen dando premios, nos pone tristes que en nuestra propia cancha vengan y tengan horrores. Quiero que la APF me conteste si esto va a seguir así; esa gente que maneja el arbitraje (por Elizondo) debe de volver a su país”, señaló Juan Alberto Acosta, presidente de Guaraní, muy enojado por el penal, que según ellos, el árbitro le regaló al rival.

Dejá tu comentario