Edición Impresa

Cansado de su doña violenta, un policía decidió denunciarla

La mujer le amenazó con matar al hijo de ambos. La fiscala la liberó, pero la criaturita quedó a cargo del papá.

A golpes y arañazos atacó Cinthia L. a su marido el suboficial inspector Carlos C., pero no logró hacerle mucho daño. Totalmente descontrolada, la mujer de 29 años fue hasta la cocina y tomó un cuchillo.

Agarró en sus brazos al hijito de 5 años de ambos y colocó la hoja de metal filosa contra del pequeño. Advirtió a su marido que primero acabaría con el nene y que después, ella se sacaría la vida.

El tenso momento no le dejó de otra que desarmar a su esposa para sacar del peligro a su retoño.

Luego, salió de la casa y fue directo hasta la Subcomisaría 1 de Arroyo Porá, en Cambyretá, departamento de Itapúa, para pedir ayuda a sus colegas.

“Es la primera vez que recibimos una denuncia por parte de la pareja, pero según nuestro colega ya era constante esta situación”, comentó a EXTRA Cristian Fernández, jefe de la citada dependencia.

El jefe de la Subcomisaría contó que el agente afectado relató que “estaba cansado también de tantas amenazas y agresiones, entonces radicó su denuncia”.

El hecho ocurrió alrededor de las 17:30 del martes. Los efectivos policiales pidieron apoyo a las uniformadas de la Comisaría 115 de Mujeres, del barrio San Isidro de Encarnación y fueron hasta el domicilio de la pareja.

Allí procedieron a la detención de la chica y quedó a disposición de la fiscala de turno Liliana Galeano, quien ordenó que quede en sede de la Comisaría 115.

De acuerdo al informe médico, el hombre presentaba moretones y heridas de rasguños en el labio, el rostro, la pierna y espalda. El niño, no tenía rastros de violencia física.

La liberó

Entrada la mañana de ayer, la fiscala ordenó el levantamiento de la detención de la denunciada tras tomarle declaración a ella y a su marido.

“Necesito todavía los informes victimológicos de mi asistencia a víctima. No tengo todavía muchos elementos para imputar”, indicó la abogada.

Ella negó todo

Contó que en su testifical la mujer negó rotundamente lo denunciado por su marido e incluso dijo que también tenía golpes hechos por parte del denunciante.

Efectivamente, la mujer presentaba moretones y rasguños en algunas partes del cuerpo.

“Según su esposo, ella misma se hizo esas lesiones, pero no podemos descartar nada”, expresó la fiscala.

Quedará con el papá por mientras

Si bien la fiscala ordenó la libertad de la mujer, mencionó que la misma deberá ir a vivir a otra parte, ya no en el domicilio donde viven su marido y el niño. Por mientras dure la investigación, el pequeño quedará bajo resguardo del padre, acotó la fiscala.

El hecho fue informado también al Juzgado de Paz para que el mismo emita las medidas correspondientes para la protección del nenito.

Fiscal pidió que los 3 sean evaluados

La fiscala dijo a EXTRA que pidió evaluación psicológica de los tres involucrados. No solo de las víctimas.

“Las lesiones son mutuas, entonces yo necesito un informe psicológico de todos ellos, especialmente de la criatura. Después de eso sabré si imputar”, expresó.

Siempre le amenazaba

El policía dijo a sus colegas que la mujer todo el tiempo le tiraba amenazas, pero que el martes ya superó todos los límites al poner en peligro a su propio hijo.

Dejá tu comentario