Deportes

La autohinchada se juntó para alentar

El Jockey fue la sucursal de la Nueva Olla. Frente a la casa de los papás de Chiqui también se reunieron en vehículos.

La Olla estuvo vacía, la pandemia impidió que miles de cerristas dieran allí el grito de campeón, sin embargo los fanáticos azulgranas se las ingeniaron para acompañar desde la distancia el emotivo momento de la conquista número 33 del Club del Pueblo.

El Jockey Club se convirtió en la mini-Catedral de la Pasión y albergó a cientos de hinchas que llegaron con sus vehículos para ver el partido. “Fue idea de dos personas, pero fue creciendo después y eso nos motivó a realizar la actividad. Pusimos 3 pantallas gigantes, con todas las medidas sanitarias”, explicó Andrea Serna a la 780. La murga animó la fiesta y como broche de oro hubo una lluvia de fuegos artificiales.

En Paraguarí

Por el valle del entrenador también se armó algo similar. Frente a la casa de los padres de Francisco Arce en Ñuatî, departamento de Paraguarí, se colocó una tarima, pantallas gigantes y con vehículos se juntaron para ver y alentar al Ciclón.

Autocine 3.jpg

“Los gastos operativos lo pusimos nosotros, del andamio, pantalla. Algunos pusieron G. 10.000 y así fuimos colaborando todos. El costo de las entradas fue de G. 5.000 y lo recaudado irá destinado a los bomberos, un aporte de los cerristas de Paraguarí para ellos”, explicó a la 780 Andrés Báez, el organizador.

Todo se realizó siguiendo los protocolos sanitarios, así también Báez señaló que contó con el permiso de las autoridades locales y de la fiscalía.

Dejá tu comentario