Deportes

Joven con síndrome de Down enseña zumba

El bailarín se robó los aplausos de todos. Es el primer instructor con discapacidad; da clases virtuales en la SND.

Carismático, soñador y un campeón, así es Diego González. El joven de 22 años se convirtió en la sensación ayer. Dieguito, como le llaman sus amigos, es el primer y único instructor de zumba con discapacidad en el país.

Desde hace un tiempo, encuentra en la música y el baile su inspiración. Cada día se demuestra a sí mismo y a los demás que el que quiere, puede.

“Me encanta bailar, en especial zumba, hace más de 4 años estoy en esto. Además, me gusta ayudar en algunos quehaceres de la casa, como arreglar mi cama”, mencionó optimista.

El muchacho con síndrome de Down sorprendió aún más a todos porque se presentó con todo el carisma a dar clases de pegajosos ritmos. La Secretaría de Deportes incluyó en sus clases virtuales los ritmos latinos, que, por cierto, le gustan mucho a González.

Mediante las plataformas digitales, Diego mostró los pasos de danza para todos los internautas. Pero esto no es solo un pasatiempo para el joven, sino su carrera y su vida entera.

“Realmente sentimos orgullo de Diego, es el primer y único instructor de zumba con discapacidad en nuestro país, el entrena hace 4 años, inició con la profe Rossana Beltrán, y finalizó el año pasado con Lorena Osoria en la Municipalidad de Lambaré, con ella rindió y se recibió”, manifestó la profesora Laura Olmedo, quien lo acompañó todo el tiempo.

Apoyo familiar

“Desde pequeño le gusto bailar y la mamá lo incentivó y acompañó a cumplir sus sueños”, contó Pamela González, su hermana, quien reveló que a Diego también le agrada mucho el teatro.

Inclusión

La profesora Laura Olmedo habló del joven reorgullosa. Mencionó que la inclusión y la adaptación es importante para demostrar que se puede lograr muchas cosas. “Es un proceso, impedimento no hay, las personas le pueden seguir tal cual sus indicaciones”, expresó.

Comentó que lo ayuda en cada clase y lo hace gustosa. “Él tiene una capacidad de 3 a 4 músicas, por ello necesita que una persona siempre lo acompañe”, explicó.

Fuente: Secretaría Nacional de Deportes.

Dejá tu comentario