Actualidad

Un cebollón explotó en el hocico de un perro en Concepción

Se cree que los niños tiraron la bomba dentro de su casa y el animal lo mordió.

Un perro quedó gravemente herido luego que una pirotecnia (posiblemente un cebollón) explotara en su hocico. Ocurrió durante la Navidad, en Concepción.

Un grupo de niños se encontraba jugando con bombitas en la calle del barrio Itacurubí. El perro, de nombre Achi, estaba en el patio delantero de su casa. No dejaba de ladrar porque el ruido de los fuertes explosivos lo ponían nervioso.

Un cebollón fue a parar en el patio donde estaba el perro, lo mordió y estalló en su hocico.

“Él es un perro muy bravo, cuida muchísimo su casa y el viernes por la noche los muchachitos estaban explotando bombas en la esquina y se presume que ellos le tiraron eso y él agarró”, manifestó Ever Ibarra, rescatista de ProAnimal.

Los dueños del animal son muy pobres, no tenían manera de pagar un veterinario así que pidieron ayuda a los animaleros.

Achi está en una veterinaria, medicado con antihemorrágicos y antibióticos porque las heridas son muy graves.

“Las partes de la boca son muy blandas, es por eso que con el explosivo se caen a pedazos las partes de la mejilla, la encía, los dientes”, describió Ibarra.

El veterinario informó que la mascota se encuentra estable. Necesitarán sedarlo para suturar las heridas y luego seguir con un tratamiento.

La organización necesitará la colaboración de la ciudadanía para cubrir los gastos de la veterinaria. Los interesados en realizar algún aporte a favor de Achi pueden enviar un mensaje a su página de Facebook ProAnimal Concepción.

Los dueños del peludo no realizaron la denuncia policial porque los responsables serían menores de edad.

Los animaleros cada año realizan campañas de “Pirotecnias cero” porque siempre hay mascotas que salen perjudicadas.

Muchos animalitos se extraviaron durante la Navidad porque escaparon de sus casas desorientados por el temor que les genera los potentes ruidos de las bombas. Recomiendan que durante las fiestas lo mantengan en un sitio seguro.

Niños heridos

Seis personas heridas por explosión de petardos fueron asistidas durante Nochebuena y Navidad en el Hospital de Trauma.

El director, doctor Agustín Saldívar, indicó que tuvieron que amputar un dedo a un nene de 12 años. Otro adolescente de la misma edad y un niño de 8 años también sufrieron quemaduras en las manos a causa de las bombitas.

Se hospitalizaron 51 personas por accidente de tránsitos, de los cuales 45 eran motociclistas, en su mayoría estaban borrachos.

Dejá tu comentario