Actualidad

"Si no saben más nada de mí, pregunten", anunció reclusa muerta en cárcel de Misiones

La mataron en ritual de bautismo al PCC, denunció hermano

Las horas de Jessica Lorena Benítez Palacios (25) estaban contadas y ella sabía. Tras 8 meses en la cárcel de Misiones, insistía en ser llevada al Buen Pastor.

Su último grito de auxilio lo hizo el lunes 7 a su hermano, Jonathan González Palacios a través de audios de WhatsApp, en los que le anunció que la matarían, el mismo día en que fue asesinada.

“Si no sabés nada de mí por favor les pido que pregunten”, le dijo. Inmediatamente se comunicó con las autoridades.

Envió el primer mensaje a las 12:37 y a las 13:15 se despidió, avisando que habría requisa. Jonathan lamentó la lentitud de las autoridades, asegurando que teme que hayan sido cómplices.

La entregaron

González se comunicó con la directora General de la cárcel, Ana Dina Coronel. “Le llamé y no me contestó, le envié mensaje y leyó mis mensajes, pero me ignoró”, relató.

Luego llamó a representantes de los Derechos Humanos y allí empezó a moverse su traslado. A las 13:40 le avisó que ya estaba en curso pero ella ya no recibió.

“Le entregaron a mi hermana. Desde mi punto de vista, la requisa fue para dejarle incomunicada. Las otras quedaron armadas. A las 15:15 ya le mataron”, aseguró.

Ritual

Agregó que justo al momento del crimen las celadoras desaparecieron del pabellón y las autoras tomaron a la chica para su ritual de bautismo al PCC. Dijo también que supuestamente el director del pabellón femenino, Óscar Aguirre, sabía todo esto.

“Todas las que estaban ahí se iniciaron con la muerte mi hermana”, refirió. Añadió que incluso grabaron en video. “Le degollaron, le rompieron el pecho, le quemaron las manos. Ella fue torturada antes de ser asesinada”, apuntó.

Ana Dina por su parte comentó a EXTRA que justo el lunes ella asumió como directora y ordenó el traslado de Jessica.

Confirmó que Aguirre estaba en conocimiento de todo. “De hecho que recibí una nota de la coordinadora del pabellón manifestando en referencia a lo que me estaba diciendo (el hermano) y ella ya había puesto en conocimiento del caso al director del penal, Óscar Aguirre”, manifestó.

Nota relacionada: Sangrienta riña entre reclusas del Buen Pastor

Jessica cumplía su cuarto año de pena por robo y le faltaban solo 9 meses para salir. Como novia de un miembro del Clan Rotela gozaba de la protección de la facción enemiga del PCC. Ella dejó huérfana una niña de 5 años.

El pabellón de mujeres de la cárcel misionera contaba con 48 reclusas incluyendo a las autoras, que serían siete en total y la víctima, informó Ana Dina Coronel. Las demás serían testigos del hecho.

Las cámaras serán clave

Ana Dina dijo a EXTRA que las cámaras de circuito cerrado monitoreadas por el Ministerio de Justicia están colocadas en el pasillo del pabellón.

En las mismas se verá exactamente la hora en que salieron las celadoras y en el que se realizó la requisa de la que habló Jessica previa a su muerte.

Las 4 salieron del pabellón

Elizabeth, Gasparina, María Fernández y Bárbara, estos serían los nombres de las guardiacárceles que abandonaron sus puestos en el pabellón de mujeres, de acuerdo a los datos proveídos por familiares de la víctima. Las mismas serán también objeto de una investigación, adelantó Coronel.

Dejá tu comentario