Actualidad

Recuperó a su beba: "Me decía que iba a dar a nuestra hija"

Fiscalía investiga si entregó o vendió la niña a pareja argentina.

Sus bracitos se aferraron fuertemente al cuello de su papá. Era la primera vez que ambos se veían cara a cara porque, al nacer, la pequeña fue aparentemente vendida por su madre a una familia argentina.

En diciembre cumplirá dos añitos. El encuentro se dio en la mañana de ayer en la Aduana Paraguaya de Puerto Falcón. La batalla por recuperar a la niña fue bastante dura.

La fiscala de la causa, Carmen Palazón, dijo a EXTRA que la mamá, que tiene unos 23 años, ya tenía planeado regalar a su hija. “Ella le contó a su hermana lo que quería hacer, le dijo que arregló todo, que se iba a quedar en Argentina, no sé bajo qué términos. Entonces, la hermana fue a denunciarla a la Codeni”, refirió la agente del Ministerio Público.

Sin embargo, poco tiempo después la mujer se fue de Encarnación a Posadas y regresó sin la niña. Tanto la abuela paterna como el papá también hicieron la denuncia en el vecino país. Aunque la mujer negó en todo momento que la criatura sea del señor, se logró comprobar su paternidad a través de una prueba de ADN.

Detenidos

Cuando la niña nació fue registrada como hija de un joven argentino que la llevó a vivir a la casa de su madre. Ambos ya están presos.

“No es un caso de adopción porque fue llevada a un comedor (lugar donde viven madre e hijo) y la nena andaba por ahí, no es que era bien cuidada o se trate de una pareja que no puede tener hijos. No sé realmente cuál habría sido el fin último”, declaró Palazón.

Añadió que la niña fue inspeccionada por un médico y que afortunada no tiene signos de que haya sido abusada sexualmente y tampoco tiene golpes o cicatrices en el cuerpo. Palazón mencionó que la tía de la nena sabía a quién fue entregada su nena y también se logró llegar a la pareja a través del informe del hospital donde nació la chiquita.

La madre fue imputada por falta del deber de cuidado, pero sigue libre. “Hasta el momento de la acusación no teníamos todavía el ADN y la señora estaba con sobreseimiento provisional, una vez que tuve el ADN, le acusé de vuelta”, alegó.

Lo que llamó la atención a la Fiscalía es que antes de saber quién era el padre biológico, la mujer fue nuevamente a Argentina para celebrar el primer añito de la nena, se sacó fotos con el supuesto papá y las presentó como prueba alegando que él era el padre y que tenían una buena relación.

Papá sabía qué planes tenía la joven

El padre de la nena dijo a EXTRA que terminó la relación con la madre de su hija y que sabía perfectamente que él era el padre biológico. Afirmó que ella le amenazó con que iba a regalarla. “Ella ya me decía luego que iba a dar a nuestra hija a terceras personas”, declaró el hombre.

Mencionó también que tienen otro hijo de tres añitos y que él le propuso quedarse con la beba y que ella se quede con el nene. Sin embargo, la joven no aceptó la propuesta.

La fiscala Carmen Palazón dijo a EXTRA que no sabe si la pequeña fue vendida o no, aunque tampoco se descarta esa información. La pareja pagó el tratamiento y el parto.

Dejá tu comentario