Extra

Actualidad

Por requerir lo que le debían casi termina muerto

Un joven le pidió a otro que le pague la platita que le debía, pero este se enojó y le disparó. "Era su amigo, no salía de mi casa y le consideraba como un hijo", dijo el papá del herido. Otro muchacho recibió un refilón.

Cristian Núñez Franco se salvó de milagro ayer, luego de que la decisión de requerirle a su amigo le haya creado serios problemas.

El joven de 18 años reclamó a otro muchacho que le debía un dinerito hace ya mucho tiempo, pero este se enojó y le amenazó.

El indignado, un tal Ariel, se retiró furioso del lugar; luego regresó con un arma de fuego e intentó acabar con quien una vez le pasó la mano. El hecho ocurrió en el barrio María Victoria, de Pedro Juan Caballero, Amambay.

Don Herminio Núñez, padre de Cristian, manifestó a Radio Imperio que el acusado ingresó a la casa, llegó a la pieza y disparó contra todos los que estaban allí. “Fue un milagro que estemos vivos, por requerirle le hizo esto, es nuestro vecino, de mi casa no salía, le consideraba mi hijo”, dijo.

Cristian recibió un impacto de bala en el brazo, lo que le produjo además una fractura, mientras que a Lucas Alberto Coitel, otro amigo, le alcanzó un disparo de refilón.

Don Herminio lamentó el actuar del chico a quien por mucho tiempo abrió las puertas de su casa. Según relató, Ariel adeuda además a otras personas.

La víctima del intento de homicidio está internada en el Hospital Regional de Pedro Juan, fuera de peligro.

Dejá tu comentario