Actualidad

Por impuestazo suben la chipa y la empanada

Ahora sí, hendy kavaju resa. Aumentaron de precio porque todos deben facturar.

“¿Qué está pasando todo? La chipa María Ana ahora ya no es G. 3.000 sino G. 5.000” publicó Adrián Cáceres en su Twitter y desató todo un revuelo.

Varios coincidieron con él y se preguntaron por qué la chipa y la empanada se venden mucho más caro desde hace unas semanas.

El aumento se debe al nuevo impuesto, dicen

Teodocio López, administrador de la chipería María Ana, mencionó que el aumento se debe al alto costo de sus ingredientes desde hace unos meses y el pago del nuevo Impuesto a la Renta Empresarial a los pequeños comerciantes que inició la SET desde este año.

“Decidimos subir el precio de la chipa porque el almidón ahora aumentó bastante, nos dicen que ya casi no hay en el país porque exportan todo, además de estos impuestos nuevos que quieren que paguemos”, comentó a EXTRA el chipero.

Añadió que el cambio del precio “golpeó” bastante sus ventas, pero que esperan que los clientes se “acostumbren” rápido.

“Estamos muy preocupados por la situación, antes vendíamos más de cinco mil chipas los fines de semana y ahora apenas alcanzamos dos mil”, dijo el administrador.

Empanadas

Ña Adela Benítez, una antigua vendedora de empanadas de la avenida Quinta de barrio Obrero, contó que tuvo que subir el precio de sus empanadas de G. 3.000 a G. 5.000 porque ya se está “preparando” para pagar el nuevo impuesto de la SET.

“No me queda de otra, muchos clientes me reclamaron, pero voy a salir perdiendo con el viejo precio, la carne subió y con este nuevo impuesto que nos ‘enchufaron’ a los pobres se hace mucho más difícil tener una pequeña ganancia”, dijo la doña a EXTRA.

G. 5.000 NUEVO PRECIO

De las chipas y empanadas de varios vendedores. Dicen que el aumento se debe a que desde este año tienen que facturar por cada venta y pagar el nuevo impuesto que introdujo la SET.

Todos deben pagar. Se factura hasta venta de una chipa

La SET anunció que los pequeños comerciantes como chiperos, vendedores de comidas, yuyeros y todo aquel que se dedique a la compra y venta deben pagar el IRE (Impuesto a la Renta Empresarial). El pago del impuesto mensual será de acuerdo a la ganancia que tuvo el pequeño vendedor los últimos tres meses atrás. Los comerciantes deberán declarar sus ingresos en marzo, junio, septiembre y diciembre de cada año y tener RUC y dar facturas.

Dejá tu comentario