Extra
Destacados

Actualidad

Por culpa de un fosforito una camioneta ardió en llamas

Niños se encontraban jugando con los explosivos, en el barrio San Francisco de Zeballos Cué.

Unos niños se encontraban explotando fosforitos y, sin querer, causaron una pérdida irreparable al dueño de una camioneta.

En el barrio modelo San Francisco, de Zeballos Cué, uno de los menores tiró al vacío un fosforito, que fue a parar dentro de la cabina del vehículo, provocando un incendio.

El pánico se apoderó del vecindario y más del propietario de la camioneta, que intentó sofocar el fuego, pero no hubo caso. A pesar de que los vecinos ayudaron con extintores y baldes de aguas, las llamas consumieron completamente el vehículo.

Dejá tu comentario