Actualidad

Piden a los abuelitos no asistir todavía a las misas

Los agendamientos se hacen hasta por vía web en Asunción.

La pelea constante en muchas familias de hijos que piden a sus padres que no vayan al supermercado porque están en zona de riesgo, también se dará en marco de las misas.

Y es que la Conferencia Episcopal Paraguaya (CEP) no recomienda todavía a los abuelitos asistir a estas celebraciones religiosas que se habilitan desde hoy con la Fase 3.

“Esa es una preocupación que tenemos. Hasta ahora les recomendamos que no se vayan. Después vamos a ver un horario tempranero para esas personas de edad”, señaló monseñor Amancio Benítez, secretario general de la CEP.

Añadió que estas misas para personas de edad se pueden dar para las 07:00, antes de que haya aglomeraciones, así vuelven a sus casas antes de las 08:00.

Agendamiento

Parroquias de todo el país comenzaron a anotar los nombres y teléfonos de las 20 personas que participarán en cada celebración. “La gente parece que, cuanto más se le priva, después tiene ese deseo de participar y ojalá que pronto nos habiliten con más personas”, aseguró Benítez.

En la parroquia San Pedro y San Pablo de Asunción ya colocaron los nombres de los fieles en los respalderos de los bancos.

Y, actualizándose a la tecnología, el Arzobispado de Asunción habilitó el sitio https://bit.ly/3fl0HyY para que desde allí los devotos se anoten.

Asimismo, desarrollaron la aplicación de celulares misas.apk.

En las demás parroquias del país, los líderes de movimientos recogerán los datos de las personas de cada sector que participarán en las misas.

Protocolo

Siguiendo el protocolo, muchos templos ya instalaron sus lavatorios.

“Tenemos una cabina de desinfección, una mochila fumigadora y los fieles van a sentarse bien separados”, comentó el padre William Gerdin, de la parroquia San Antonio, de San Antonio.

“Limitan a fieles sin fundamento”

En Ciudad del Este, un grupo de laicos se manifestó ayer contra la medida del Gobierno de limitar la cantidad de fieles por misa a 20 personas.

Aseguraron que la cantidad de fieles debe ser fijada de acuerdo a la dimensión de los templos y no de forma general. La medida del Gobierno también fue duramente cuestionada por el arzobispo de Asunción, Edmundo Valenzuela, en su sermón de ayer de la “automisa”.

Duro reproche“Vuelven a amenazar la libertad religiosa, la corrupción y la necedad del Poder, un sector del poder político que se ha corrompido y quiere someter a la Iglesia con arbitrariedades, con humillaciones, mientras se dedica al robo, a la malversación”, expresó Valenzuela.

Dejá tu comentario