Extra

Actualidad

Papá con un millonario sueldo pidió prestación a su expareja

Cría a 2 hijos de ambos y dice que nunca recibió ayuda del demandante.

Desesperada y desamparada está Cinthya M.A. una mujer que tomó a sus hijos y huyó de San Pedro del Ycuamandyyú, para alejarse de su esposo, a quien denunció por violencia doméstica.

No fue fácil para ella terminar una relación de 18 años con el doctor José Adrián C.G. Habían formado una familia, con tres hijos. Pero los constantes maltratos físicos y psicológicos le impulsaron a tomar la drástica decisión.

Sin embargo, las cosas se complicaron aún más para Cinthya. Su marido, un respetado odontólogo, tiene amigos importantes que se encargaron de cerrarle todas las puertas.

“Luego de que lo denunció ningún juez quería sacar la medida de protección, tres jueces se inhibieron. El primero es un juez de San Pedro que nos dijo claramente que es amigo del odontólogo y que no podía seguir la causa. El segundo tampoco movió un dedo, por ese motivo fuimos al Juzgado de Nueva Antequera, donde también indicaron que el señor es odontólogo de la familia y que no iban a poder hacer nada”, indicó la abogada Yenny Arce.

Esperanza

Cinthya decidió empezar una vida y se mudó a Capiatá. Una jueza de Nueva Germania le otorgó una medida de protección y apoyo y le permitió llevarse a sus hijos. Sin embargo, la hija adolescente se quedó con el padre.

La señora empezó de cero. Como está desempleada decidió reclamar a su marido la prestación alimentaria para sus dos hijitos. “Desde que salieron de la casa, el señor no les pasa nada de plata.

Le presiona a la señora para que vuelva con él o de lo contrario le quitaría a los niños”, asegura la profesional del Derecho. Pero eso no es todo, el jueves pasado, C.G. demandó a su esposa, por prestación alimentaria. Exige G. 3.000.000 para la hija que está a su cargo.

“La mamá no sabe de dónde va a sacar esa plata. El señor cobra más de G. 20.000.000. El juicio del pedido de asistencia de la mamá no avanza. Se abrió la cuenta en el BNF, se le notificó al señor y desde ahí la jueza ya no quiso seguir, no determinó siquiera cuánto es el monto que debe pasar el papá”, lamentó Arce.

SUELDO

El papá demandante, gana más de G. 20.000.000. El profesional trabaja en el IPS de San Pedro, es funcionario permanente del Ministerio de Salud y también tiene su propio consultorio odontológico.

Dejá tu comentario