Actualidad

"Mi papá era maravilloso, muy amado por todos"

Familiares despiden a segundo fallecido por coronavirus. Por protocolo, no le hicieron ninguna ceremonia.

“Quien tuvo la oportunidad de conocer y compartir con mi papá, sabe de la maravillosa, gentil y alegre persona que era. Y es así como me gustaría que lo recuerden”, dijo, entre lágrimas, S. A, hija de D. A, el segundo fallecido a causa del coronavirus, en el país.

Una gran tristeza inundaba el lunes al Paraguay, tras anunciarse 5 nuevos casos y la muerte de un hombre muy querido por toda su comunidad, un jubilado de Copaco.

El hombre de 61 años, del departamento Central, falleció en la tarde del lunes por una complicación del cuadro respiratorio, unos de los síntomas letales del coronavirus.

Las autoridades sanitarias puntualizaron que el fallecido era el caso “sin nexo” y que presumiblemente adquirió el virus, ya en un contagio comunitario (viral).

Su muerte, al igual que el primero, disparó cientos de chusmeríos, la mayoría falso en los grupos de WhatsApp. Uno sabía más que el otro de cómo supuestamente el paciente se contagió del virus, que lo llevó a la muerte.

En medio del dolor de perder a su padre, la imposibilidad siquiera de darle un último beso en la frente y abrazarlo, su hija tuvo que hacer frente a todos los rumores sobre la forma que contrajo la enfermedad, que corría por las redes sociales.

No viajó

La hija aclaró que su padre nunca salió de casa y pidió que se respete el dolor de su familia.

“Por todas las informaciones que fueron circulando, quiero decir que mi papá nunca hizo un viaje al exterior, no tuvo contacto con ninguno de los casos anteriores, no estuvo paseando por ningún lugar, por lo que es un caso sin nexo y que aún no logramos comprender cómo sucedió”, afirmó.

LA DESPEDIDA

El último adiós fue ayer a las 8:00. Por el protocolo sanitario, los familiares debían mantenerse a dos metros de distancia del ataúd.

Pablo Lemir, médico forense, explicó que el cuerpo fue “sellado” en una bolsa desinfectada hasta con la última sábana que usó. Los de la funeraria tenían equipos especiales que también fueron desechados.

“Pido empatía”

“Que esto que hoy me toca vivir con mi familia les sirva para apreciar a sus seres queridos, apreciar la vida y sobre todo se que empiece a practicar la empatía en el país porque detrás de toda la información falsa y confidencial divulgada existe una familia que está destrozada a causa del virus”.

Dejá tu comentario