Extra
clima
27º C
G 6260
Dólar venta
G 6180
Dólar compra

Actualidad

Internauta preso por pornografía infantil

Grababa a menores y encima les pedía plata.

Los tuits de Osmar Cardozo casi siempre eran virales con temas de amor, familia, costumbres paraguayas. Tiene al menos 30.200 seguidores en la red social del pajarito. Pero hace un par de días, una “lluvia” de denuncias en su contra cayó sobre él.

Según algunas de las capturas de pantallas, el muchacho escribía a chicas al privado, lograba persuadirlas y tenían un encuentro sexual, donde las grababa sin consentimiento para luego amenazarlas con publicar si no le daban dinero, entre G. 50.000 y G. 100.000.

AMENAZAS DE OSMAR.jpg

“He visto que me seguiste en mi Insta (Instagram). Una chica hermosa sos. ¿Cuántos años tenés? ¡14!, parecías de 16 o 17. No vas a creer, pero me gustaste a primera vista, como se dice. Si sos mi novia, vas a vivir bien conmigo, voy a pagarte los estudios. ¿Sos virgen?”, es una de las decenas de charlas publicadas que se viralizaron. Desde el perfil del Twitter acosaba a las chicas, a pesar de que ellas ya le decían que no estaban interesadas.

Entre las conversaciones se puede deducir que son chicas del interior, que le explicaban que no podían hacer giro tan rápido como él quería y le pedían por favor no publicar nada.

Rezafado

La fiscala Irma Llano explicó a EXTRA que uno de los casos saltó hace dos semanas y media, por lo que fue hasta Belén, Concepción, para hacer un allanamiento en la casa del denunciado, pero no lo encontró ni su celular, de igual forma, lo imputó por pornografía infantil.

“Lo terrible del caso es que ya tiene una condena por coacción (con suspensión de pruebas). O sea, es reincidente. Aunque el procedimiento es de hace dos semanas, estos días recién se puso a disposición y se le remitió a Tacumbú”, dijo la agente.

Llano agregó que hoy se ampliará la imputación luego de recibir varias denuncias más. Además instó a todas las víctimas a acercarse hasta la oficina de Humaitá casi Colón, en Asunción, para presentar su acusación.

Dejá tu comentario