Actualidad

Infartó por culpa de sus vecinos farristas

La doña solo pidió que no tiren más nada sobre su techo, el pedido enojó a los hermanos Villalba que atropellaron la casa de la señora.

Eran cerca de las 21:30 del domingo, cuando la familia de ña Saturnina Ayala (57) se encontraba en la sala; de repente, escucharon que algo cayó sobre el techo. La señora salió y reclamó a sus vecinos, quienes estaban farreando y les pidió que no tiren más nada.

Lejos de pedir disculpas, los hermanos Carlos, Arsenio y Jorge Villalba comenzaron a insultar a la doña con palabras groseras.

Su hijo, Gustavo Miranda (40), salió a defender a su mamá y pidió a los muchachos que farreen sin molestar a los vecinos, pero fue peor.

“Entramos todos a la pieza y luego de un rato escuchamos que tiraron piedras, baldes y otros objetos sobre el techo y nos desafiaban. Mi hermano salió como para ir a denunciar el caso, pero todos los que estaban farreando, que eran como 40, atropellaron la casa, pero logramos echarlos a todos”, contó el hijo.

piedras
<p>Algunas de las piedras y cascotes que tiraron sobre el techo de la familia.</p>

Algunas de las piedras y cascotes que tiraron sobre el techo de la familia.

Todos se sentaron otra vez en la sala, cuando ña Saturnina se levantó para ir a tomar su pastilla para la presión alta, pero antes de que logre alcanzar, pegó un grito de ¡ay! y cayó al suelo.

La socorrieron hasta un hospital, pero no aguantó y falleció a consecuencia de un infarto.

víctima fatal
<p>Saturnina Ayala, víctima fatal, se puso muy nerviosa por lo ocurrido y su corazón no aguantó.</p>

Saturnina Ayala, víctima fatal, se puso muy nerviosa por lo ocurrido y su corazón no aguantó.

“Lo más triste es que los hermanos Villalba, al enterarse de que murió mi mamá, comenzaron a festejar y burlarse de nosotros”, lamentó Gustavo.

El hecho ocurrió en el barrio Don Bosco, de Ciudad del Este.

La familia hizo la denuncia ese mismo día, pero ahora averiguaron y no había nada en el acta. Mientras que los hermanos Villalba están libres y con paradero desconocido.

Dejá tu comentario