COTIZACIÓN
Compra
Venta
DÓLAR
G 6750
G 6850
PESO AR
G 30
G 40
REAL
G 1240
G 1330
PESO UY
G 150
G 200
EURO
G 7400
G 7900
YEN
G 40
G 65
clima
20.6º C

Actualidad

Humilló y maltrató a su suegro enfermo

El yerno estaba borracho y violento. Fue imputado, pero puesto en libertad nuevamente con prisión domiciliaria.

En completo estado de ebriedad llegó Osmar David López a la casa de su cuñada. Sin motivo aparente empezó a “recitarle” todo tipo de insultos, que también lanzó hacia su suegro, don Antolín S., de 83 años, quien se encuentra en cama y con asistencia de oxígeno.

Ana P., de 47 años, intentó tranquilizarlo, pero cuanto más le pedían calma, más nervioso se ponía y empezó a amenazar con peores cosas. El hecho ocurrió el pasado 8 de mayo en el barrio Trigal II de Hernandarias. Eran las 2:00 de la madrugada cuando Ana llamó al 911 para pedir auxilio.

Los agentes de la Comisaría 24 del barrio Puerta del Sol llegaron sin demora y procedieron a la detención del hombre de 35 años. “Los familiares mismos denunciaron, pero al final le ayudaron”, lamentó el comisario Gerardo Vega, jefe de la citada dependencia policial, quienes tuvieron que utilizar la fuerza para detenerlo, pues el hombre se negó a que le llevaran.

Los denunciantes pidieron a la policía que se “retire nomás” la denuncia, para que la Fiscalía no le cree problemas judiciales, pero ya fue tarde. “Nosotros ya habíamos remitido”, indicó el uniformado. Entonces, el hombre tuvo que ser trasladado hasta la Dirección de Policía de Alto Paraná.

Dijo que incluso la zona donde viven siempre es conflictiva al igual que la familia en cuestión. “Son gente que siempre está con esa situación”, expresó. Todo fue comunicado a la fiscal Natalia Montanía quien lo imputó por violencia intrafamiliar.

En prisión, pero en casa

Luego de pasar cuatro días en el calabozo y pese al pedido de la fiscala Montanía de que fuera enviado a prisión, el detenido recuperó el martes su libertad. La jueza Alba Meza le benefició con la prisión domiciliaria durante lo que dure el proceso judicial.

Dejá tu comentario