Extra

Actualidad

Horror: una niña de 8 años internada por abuso sexual

Llegó al hospital con un cepillo en la parte íntima. La niña sigue internada.

El dolor no le cabía en su pequeño cuerpo de solo 8 años. Y a su corta edad, ya le tocó vivir la más triste de las historias: abuso sexual, pero esta vez la violencia fue extrema.

El juez de la Niñez y la Adolescencia, Elvio Insfrán, recibió una denuncia anónima de que la menor estaba internada en un sanatorio privado de la ciudad de Pedro Juan Caballero (Amambay) por lesiones en las partes íntimas con un objeto.

“La niña se internó ayer (por el viernes) a las 11:00. Los médicos no comunicaron el hecho. Yo tuve conocimiento recién a través de una llamada anónima. Al constituirme en el hospital, los doctores contaron que dentro de la parte íntima de la menor se atascó un cepillo de baño y tuvieron que operarla”, contó el magistrado.

Acotó que el caso de extrema violencia se confirmó ayer sábado. Además los peritos forenses revelaron que la criatura presentaba cicatrices anteriores que constatan que no era la primera vez que era sometida sexualmente.

“Una historia bastante triste y muy delicada. Por tratarse de una menor, no estamos dando algunos datos del caso para que los supuestos autores no escapen”, explicó el juez a EXTRA. Insfrán indicó que la niña sigue internada y con cuidados especiales. Es apoyada además por psicólogas que ayudan a sobrellevar la situación tan grave.

Investigación

La fiscala Camila Rojas explicó que se encuentra con las primeras diligencias, aunque en una etapa “todavía muy incipiente”. La representante del Ministerio Público indicó que no puede aún revelar si se trata de personas cercanas a ella o no.

“Convoqué a los padres para que declaren. Estamos juntando todas las pistas para poder llegar a o los autores del hecho”, dijo la investigadora.

Detienen a pastor evangélico

Digna Morilla, perito indígena, habló sobre el procedimiento realizado el viernes en la comunidad indígena de Yby Pyte, de Pedro Juan Caballero (Amambay), donde los líderes denunciaron que un pastor evangélico abusaba sexualmente de las niñas. Incluso, una de ellas se quitó la vida.

La funcionaria contó que en el allanamiento se logró rescatar a una niña de 12 años, aparentemente con algunos meses de embarazo. El padre de la criatura sería el pastor conocido como José Martínez, aunque su verdadero nombre es José Domingo López.

La fiscala Camila Rojas detuvo a cinco personas, cuatro indígenas y al supuesto pastor, aunque no fueron imputados aún, ya que faltan algunas diligencias.

Dejá tu comentario