Actualidad

El indígena Adelio Mendoza está libre, pero aún falta Óscar Denis

Llegó caminando a la estancia de su patrón, cuya salud cada vez preocupa más.

El indígena Adelio Mendoza (21), secuestrado junto con su patrón, el exvicepresidente Óscar Denis Sánchez, apareció ayer alrededor de las 18:30 en la estancia Tranquerita, ubicada en Yby Yaú (Concepción), de donde fueron llevados por el grupo criminal autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP).

El joven llegó caminando, tras 5 días de cautiverio, al final de una jornada en la que más temprano varios nativos ingresaron al monte, en su búsqueda, acompañados de militares de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC).

Tras una suculenta comida, a base de huevos, Adelio fue sometido a una inspección preliminar por un uniformado. Luego, lo llevaron al Centro de Salud local para confirmar mejor su estado de salud; hasta allí llegaron familiares del trabajador.

Presentaba un cuadro leve de deshidratación, además de taquicardia y sed intensa, según refirió el doctor Arnaldo Barrios, director del referido nosocomio, quien admitió la posibilidad de que sea internado.

Su esposa, Leticia Valiente, expresó su felicidad y calificó de increíble que su marido vuelva a estar libre. Señaló que esperaba reunirse con él lo antes posible.

En el escrito de los secuestradores, que llegó a la familia de Denis, donde establecían condiciones para liberar a los rehenes, se mencionaba que soltarían al peón.

Sin embargo, el citado político liberal aún sigue en poder del grupo criminal y los allegados están más que preocupados, porque se trata de una persona enferma, que debe recibir medicamentos, todo el tiempo.

El ministro del Interior, Euclides Acevedo, aseguró que Mendoza recibirá toda la contención necesaria y la Fiscalía anunció que se hablará con él una vez que se reponga del estado de shock en que aparentaba estar. Esperan que aporte datos importantes sobre el posible paradero de Denis.

Al respecto, el vocero de la FTC, teniente coronel Luis Apesteguía, dijo que Adelio no tenía nada consigo, pero pudo haber traído un mensaje de los secuestrados, que se los dirá después.

Miedosos

Valiente había comentado que entre varios nativos, entre quienes había también mujeres, ingresaron al monte escoltados por efectivos de la FTC y se quejó de que los militares “okyhyje ha iñate'y” (tenían miedo y eran haraganes).

“No querían luego entrar al monte ni acompañarnos; algunos se plaguearon porque nosotros no nos quedamos a descansar luego. Ellos nos decían que estaban cansados porque hace rato que ya están por el campo y tenían mucho miedo”, refirió la señora en comunicación con radio Monumental (1080 AM).

Sostuvo que los uniformados mantenían mucha distancia por detrás de ellos, ante la posibilidad de que pudiera haber algún contacto con los secuestrado y se podría iniciar una balacera.

Amenazaron con fusilar al exvice

Familiares del exvicepresidente Óscar Denis continúan preparando los kits para distribuir a comunidades carenciadas, tal como exigió el EPP, o en caso contrario, está la amenaza de fusilar al secuestrado.

Beatriz, una de las hijas del político liberal, señaló que “hay cosas que son imposibles”, como la liberación de los líderes guerrilleros encarcelados, pero “de nuestra parte estamos haciendo todo para cumplir”, dijo a radio Monumental AM.

No quieren a Carmen Villalba

“Las internas presentaron una nota solicitando por escrito el traslado de Carmen Villalba a otra cárcel”, confirmó la ministra de Justicia, Cecilia Pérez, quien explicó que aún no recibió el pedido, que se habría entregado a la directora del Buen Pastor.

La postura es encabezada por la asaltante Blanca Rosa González, quien en el 2006 había acuchillado a la cabecilla del EPP, a quien sindican como la culpable de que a cada rato se haga requisas en el penal.

Los controles se volvieron más rigurosos desde los secuestros de la semana pasada, ya que el grupo criminal exige la liberación de sus líderes encarcelados, Carmen Villalba y Alcides Oviedo.

Por ello, las internas que siguen a González realizaron sendas protestas el sábado y el domingo.

Dejá tu comentario