Actualidad

"Dormían en el piso y el papá me dijo que cuando llueve duermen sentados"

El policía que construyó una casa para una familia contó por qué decidió tener le noble gesto y cómo lo hizo. "Ni en 50 años iba a poder esto", dijo llorando el padre.

Los niños que él veía pasar vendiendo limones y yuyos de madrugada en su pueblito de Escobar, Paraguarí, tenían una dura historia que contar.

“Dormían en el piso y el papá me dijo que cuando llueve duermen sentados. No tienen camas ni ropero. No tienen ropa ni cubiertos”, mencionó el uniformado.

Delvalle se conmovió al ver la forma en que vivían cuando fue a llevarles él mismo para su almuerzo un día que tenía libre.

“Me sentí mal cuando vi su casita. Me echó el alma al suelo. Comieron la comida fría porque no tenían para calentar”, relató.

Nota relacionada: Policía construyó una casa para una humilde familia

Manos a la obra

De ahí, Fabián se quedó pensando y fue a una cerámica de Tobatí a pedir presupuesto de ladrillos huecos.

“Me fui a hablar con el intendente de Escobar para que me preste su camioncito que tiene y me prestó. Después hablé con mis amigos albañiles, les expliqué mi idea y aceptaron”, recordó.

El dueño de casa, Severiano Díaz (50), le contó al oficial que ganaba G. 50.000 por día como agricultor y que no le sobraba nada.

“Lloró muchísimo, me agradeció muchísimo. Dijo que él había sido ni en 50 años iba a hacer esto porque lleva muchas bolsas de cemento y que no sabía qué hacer para devolverme lo que hice por ellos”, relató el oficial.

Dejá tu comentario