Extra

Actualidad

Denuncian que revisan "ahí adentro" a mujeres que van de visita

Supuestamente, para pasar junto a sus parientes detenidos deben hacer sentadillas para ver si no tienen droga en sus partes íntimas. Centro Educativo de Itauguá,en la mira.

Un motín en el Centro Educativo Integral de Itauguá ponía en apuros a los encargados, el pasado 19 de agosto. Cerca de 40 adolescentes decidieron tal medida para denunciar los malos tratos de los que supuestamente eran víctimas.

Se quejaron además de la mala calidad de las comidas, la falta de agua, entre otras cosas. Sin embargo, uno de los motivos de aquella rebeldía dejó indignados a todos.

Según manifestaron, las mujeres que van para visitar a sus parientes detenidos, a parte de tener que llevar sí o sí pollera, son humilladas al ser manoseadas y revisadas en sus partes íntimas.

“Los chicos revelaron que cada vez que sus madres, hermanas o novias, van a las visitas son vulneradas en sus derechos ya que los encargados hacen una requisa desnudándolas completamente, además se les obliga a sentarse sin ropa para ver si no tienen algo introducido en la vagina”, contó a EXTRA Dante Leguizamón, presidente del Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura.

Supuestamente, a las doñas les introducen incluso dos dedos “ahí” para revisar si efectivamente no esconden drogas u otras sustancias.

En otros penales

El comisionado mencionó que este es un control estándar sin importar que haya o no sospecha y que se hace esa revisión en casi todos los penales del país, en algunos más y en otros menos.

El informe del MNP detalla además que ellas deben hacer incluso sentadillas si desean pasar.

Ya no quieren ir

Este control abusivo hace que las chicas y señoras ya no quieran ir a ver a sus parientes o que disminuyan las frecuencias de las visitas. “Eso implica que se rompa el lazo que el joven está reconstruyendo con su familia”, aseguró Leguizamón.

“Recomendamos que esas requisas se suspendan, que se implementen aparatos tecnológicos que detecten las sustancias o en todo caso si se sospecha que se llame al Ministerio Público que es el encargado”, concluyó.

La denuncia de los malos tratos se hizo ante el Ministerio Público y el director fue separado de su cargo mientras dure la investigación. También los guardiacárceles fueron objetos de un sumario por las acusaciones de agresiones a los chicos.

Negaron indignante trato

“Solo por encima de la ropa”

Mabel Colmán, directora general del Servicio Nacional de Atención a Adolescentes Infractores de los 8 centros (Senaai) negó que se hagan las requisas abusivas. “La encargada les revisa por encima de la ropa o les pide que suban las prendas para asegurarse de que no metan al Centro nada ilegal”, dijo.

Contó que ella misma habló con los jóvenes y que no denunciaron nada de eso. “Los de Mecanismo hablaron solo con los cabecillas que armaron el motín, no con todos”, aseguró.

Sobre el motín agregó que los adolescentes le dijeron que solo fueron presionados para unirse. “Sostuvieron que lo hicieron por miedo a represalias”, añadió.

Dejá tu comentario