Extra
clima
28º C
G 6300
Dólar venta
G 6230
Dólar compra

Actualidad

Cementerio fue copado por los vendedores

Hoy se conmemora el día de los difuntos. Familiares se encontraron con flores, comida y artesanía.

El aroma a flores y comidas, se mezclan al ingresar al Cementerio del Este, de Asunción.

Los vendedores coparon el campo santo a la espera de la gente que visita a sus muertos.

Brígida Domínguez, vende todo tipo de flores, pero las preferidas son: crisantemos (G. 5.000), claveles y rosas (3 por G. 20.000).

La doña se dedica a ello hace 35 años y cuenta que le encanta su lugar de trabajo. “Para mí es lo máximo el cementerio, acá consigo paz. Yo a veces amanezco mal pero vengo y se me pasa”, dijo.

Más al fondo, Ramona Almeida y tres amigas se instalaron a la sombra de un árbol, para vender comida. “Preparamos empanadas, sopas, tortillas, milanesas y jugos para ganar así un poco de platita”, señaló la señora.

Preparativos

Wilfrido Valiente llegó con escoba y tereré para limpiar el panteón donde descansan sus padres y su angelito: Sergio Samaniego Valiente (12).

20191102-006 material A,ph01_5907
Wilfrido Valiente limpiando el panteón donde descansan los restos de sus padres y sobrino.
Wilfrido Valiente limpiando el panteón donde descansan los restos de sus padres y sobrino.

Con delicadeza ordenaba los trofeos que ganó su sobrinito en torneos de artes marciales, mientras recordaba que un 8 de diciembre del 2008, la Virgen de Caacupé lo llevó al cielo.

“Fue a servir como Boy Scout en Caacupé y le chocó un colectivo. Resistió 10 días, luego nos dejó para siempre. Desde entonces festejamos cada uno de sus cumpleaños”, indicó Wilfrido con tristeza.

Valiente reveló que tuvo que reforzar la seguridad porque en dos ocasiones robaron algunas cosas. “Las cruces son de bronce, esas son las que más quieren robar. Ni los difuntos pueden descansar en paz”, lamentó.

Dejá tu comentario