Actualidad

Borracho atropelló la casa del nuevo novio de su ex

La mujer aguantó 16 años de violencia, el hombre la acosa a full.

El tremendo ruido de un choque despertó a los vecinos del barrio San José, de Ciudad del Este, en la mañana del domingo.

Marcio Damián Leguizamón Benítez (34), totalmente borracho, embistió con su vehículo, un Toyota modelo Caldina, el portón mecánico de la casa donde su exconcubina vive con su actual pareja.

El portón y el auto de la mujer, que estaba en el estacionamiento, quedaron dañados por el impacto.

Los familiares del actual novio, que también residen en la misma casa, informaron al 911 de lo ocurrido. Los policías llegaron al sitio y encontraron a Marcio dentro de su vehículo. Lo trasladaron a la comisaría, pero luego de unas horas fue puesto en libertad.

Historia

Marcio se convirtió en el “loco del volante” desde que su exconcubina terminó la relación y decidió abandonar la casa donde vivían juntos.

“Durante 16 años nosotros convivimos, en Presidente Franco. Aguanté de todo, porque él cuando toma se convierte en otra persona”, relató la mujer.

Durante la relación tuvieron un hijo que actualmente es adolescente y está con la madre.

“Cuando me separé, me mudé a un departamento en Presidente Franco, ahí hizo lo mismo. Atropelló el portón y mi auto. Luego fui a vivir a la casa de una amiga, donde sucedió lo mismo” relató.

La víctima realizó las denuncias, pero Leguizamón nunca fue apresado.

Se mudó

La mujer se mudó a Presidente Franco para empezar una nueva vida. Pero cuando Leguizamón se enteró que tenía una nueva pareja, volvieron las amenazas.

“Siempre me llamó, me envió mensajes, me decía que iba a venir hasta acá a atropellar la casa, que tenía una bala con mi nombre y que no me iba dejar en paz”, reveló.

Según la denunciante, a las 10:00, luego de que Marcio quedara libre, volvieron las manipulaciones.

“Le llamó a nuestro hijo y le dijo que se iba a quitar la vida, porque nadie le quiere. Quiere que yo vuelva con él y que le deja a mi actual pareja. Pero eso no va a pasar, 16 años me prometió que iba a cambiar, que iba dejar de tomar. Yo le creía y había sido hasta tenía otro hijo con otra mujer”, lamentó la señora.

La denunciante ruega que le otorguen una orden de restricción para poder protegerse de su expareja.

Dejá tu comentario