Actualidad

Alquiló auto para pasearse por Encarnación y se borró del mapa

El móvil tenía GPS, pero lo desconectó en Lambaré.

Guido González Zárate se dedica a alquilar autos a los turistas que llegan hasta Encarnación, Itapúa, pero el viernes se llevó una desagradable sorpresa cuando uno de los clientes le robó el auto.

El turista, que se hizo llamar Leonardo Denis Alcaraz, llegó el viernes a la mañana hasta el local de Lidocar Automotores, a solicitar el alquiler de uno de los móviles. Para ello presentó su cédula de identidad y licencia de conducir, incluso esperó a que le coloquen el GPS.

“Todo parecía normal, no había forma de dudar de sus intenciones, incluso dijo que al día siguiente iba a renovar el contrato, ya que iba a estar más días por acá”, mencionó a EXTRA Guido.

El ladrón firmó el contrato de alquiler, donde figuraba que debía entregar en 24 horas y que estaba prohibido salir de la ciudad de Encarnación, pero a las pocas horas, el que rentó el auto voló de la capital del verano. Era un estafador. También pagó la suma de G. 300.000, que es el alquiler por un día.

“El sábado a la mañana nos dimos cuenta que el GPS marcaba que estaba por Asunción, llamé al número de teléfono que dejó, le escribí, pero no me contestó y luego ya dio apagado”, sostuvo el afectado.

El auto en cuestión es una Toyota, modelo Allion, año 2007, con chapa NGB 574. Cualquier información que se tenga, pueden comunicar a la comisaría o al (0971) 374 123.

Sacó el GPS

Ese mismo día, Guido vino a Asunción, para buscar su auto, pero se llevó otra sorpresa: La ubicación marcaba en Lambaré, llegaron y era un local, donde el sinvergüenza mando a sacar el aparato del GPS.

“Hasta ahora no sabemos nada del señor ni del auto, pero ya realicé mi denuncia formal en la Comisaría de Encarnación y ahora estoy por Lambaré para buscar a este señor y no me voy a ir hasta recuperar mi auto”, sostuvo el señor.

Es la segunda vez que sufre este tipo de robos, el año pasado un cliente también le hizo lo mismo, solo que esa vez pudo recuperar rápido ya que el ladrón no sabía que tenía GPS. “Llegamos a su casa y justo estaba tratando con unos compradores a quienes les iba a vender mi auto”, contó.

El año pasado, una joven de nombre Natalia Jara, también se hizo de la avivada y desapareció con un auto alquilado, en Carapeguá, Paraguarí, al que también desconectó el GPS.

G. 300 mil es lo que pagó el supuesto cliente por un día de alquiler, pero en unas pocas horas se borró con el vehículo. Mandó a sacar el GPS en Lambaré y ahora nada se sabe del auto.

Dejá tu comentario