Cura fiestero es captado por cámara oculta

"Yo peco y después me confieso"

11-A-FOTO1

Al programa italiano de actualidad La Gabbia, del canal de televisión La 7, le llegó una insólita denuncia: un cura que recorría “night clubs” con abundante bebida y prostitutas (y no precisamente para hacer una misión pastoral).
EL OPERATIVO
Según www.la7.it , el periodista Silvio Schembri ingresó a locales nocturnos11a-fo2- sab18 del norte de Italia con una cámara escondida
bajo la ropa y logró grabar las escenas que muestran al párroco gastando por noche, aproximadamente, “entre 330 y 440 euros” (entre G. 2 millones y G. 2.700.000) con las prostitutas del lugar.
Schembri logra hacerse “socio” del religioso y este le cuenta que, cuando accede a las zonas privadas con las mujeres, le hacen masajes que terminan en sexo oral.
En un momento, el sacerdote contó que visita páginas pornográficas y que en una noche estuvo con 5 mujeres durante una hora y media, por la que pagó unos 535 euros (poco más de G. 3.200.000).
dos lugares
El religioso comentó al periodista que, usa la sotana cuando sale de noche para imponer respeto: “Nadie se mete conmigo, aquí te encuentras con gente casada. Si vienen a decirme algo, les digo que los conozco y que se lo voy a decir a su mujer. Yo luego me confieso”, agregó.
El cura accedió a un privado con una de las chicas y luego, ambos hombres fueron a otro club. ”Vengo siempre aquí porque hay mujeres muy bellas y es donde menos dinero se gasta” agregó el sacerdote quien luego dijo: “Ya estuve con aquella brasileña”, señalando a una joven que bailaba en el escenario.

 

Esperá!!
No te pierdas la próxima noticia de Extra

Dale “Me Gusta” para tenernos en tu lista de noticias de Facebook.

Ya le dí "Me Gusta" en Facebook