Vendían LECHE DE CABRA contaminada con brucelosis

Edición Impresa

Dicen que el alimento era adquirido para niños con cáncer.

El 30 de septiembre, una alumna del 5to. año de Veterinaria de la Universidad Nacional de Asunción (UNA) confirmó que padecía de brucelosis, enfermedad transmitida por animales. Junto a ella, el doctor Enrique González, vicepresidente de la Asociación de Docentes de la Facultad, también fue internado en un sanatorio privado, aquejado del mismo mal.

Unos 16 días después, la UNA emitió un comunicado sin fecha en que se explica que, ante las sospechas de brote de brucelosis, se dispuso un análisis cerológico de animales, cuyo resultado arrojó 14 cabras infectadas, aunque según los datos actualizados, ya serían 16. Estos resultados, de acuerdo al documento, se obtuvieron el 6 de octubre.

Recién el sábado, la Asociación de Médicos de Veterinaria de la UNA tuvo conocimiento de la situación mediante el rumor que corrió como reguero de pólvora. Diego Ayala, representante del grupo, calificó como un “acto criminal” que se haya ocultado el caso. “Fácilmente 100 a 200 personas, entre alumnos y médicos, seguían teniendo contacto con estos animales, a nosotros nadie nos comunicó”, señaló.

Leche contaminada

“Lo peor de todo esto es que existen papeles donde se puede comprobar que en el lugar se seguía vendiendo la leche de cabra de los animales enfermos. Los doctores de Oncología Pediátrica del Hospital de Clínicas suelen recomendar a sus pacientes el consumo de este alimento para la inmunoestimulación del paciente”, señaló el profesional. Hasta el momento no se tiene certeza de cuánta gente pudo haber comprado el alimento.

Sanción

Hugo Idoyaga, titular de Senacsa, señaló que se enteró del caso recién a través de la prensa. Se conformó un grupo de profesionales para que fuera a la granja a verificar la situación. Ayer por la tarde sacrificaron a 16 cabras: 2 de ellas por sospechas y el resto por estar infectadas. Desde la institución rectora adelantaron que sancionarán al laboratorio privado por no haber comunicado los resultados al ente.

La decana de la Facultad, Azucena Cabrera de Gómez, en conferencia de prensa señaló que desde el 6 de octubre se siguieron realizando las prácticas pero con los animales sanos, argumentando de esta manera lo ocurrido. Leticia Ortigoza, presidenta del Centro de Estudiantes, señaló que ellos tampoco tuvieron conocimiento del hecho y que recién el sábado se enteraron de lo que pasó. La joven evitó dar detalles sobre el estado de salud de su compañera.

Comentarios

Esperá!!
No te pierdas la próxima noticia de Extra

Dale “Me Gusta” para tenernos en tu lista de noticias de Facebook.

Ya le dí "Me Gusta" en Facebook